Si se presenta un dolor de diente, limpie suavemente el área dolorosa utilizando un cepillo dental de cerdas suaves y pase el hilo dental.

Enjuague con agua tibia con sal.

No coloque una aspirina sobre las encías o el diente, ya que esto puede producir una quemadura.

Aplique una compresa fría a toda inflamación facial.

Tome paracetamol y llame a un especialista lo antes posible.